Astronauta pasa susto durante caminata espacial

Astronauta pasa susto durante caminata espacial

La NASA tuvo que abortar la misión debido a una filtración de agua en el casco del italiano Luca Parmitano

Solicitarán reasignación de recursos a compra de vacunas para personal docente
Encabeza el “Borrego” Gándara el primer Encuentro Ciudadano para la Reactivación Económica
Recibe Congreso tercer informe de la Comisión Estatal de Derechos Humanos


CABO CAÑAVERAL, 16 de julio.- La NASA abortó el martes una caminata espacial en la estación internacional en órbita debido a una peligrosa filtración de agua en el casco de un astronauta: el líquido empezó a llegar a sus ojos, nariz y boca, por lo que pudo haberse ahogado.

El primer caminante espacial italiano, Luca Parmitano, reportó que sintió mucha agua en la nuca a poco menos de una hora de haber iniciado la caminata espacial. La filtración fue tan grave que necesitó ayuda de otro astronauta para regresar al resguardo de la estación espacial.

Parmitano pensó inicialmente que se trataba de su transpiración mientras manipulaba unos cables, pero se le aseguró que no se trataba de sudor. Su acompañante estadunidense en la caminata espacial, Christopher Cassidy, dijo que podía ser agua de su depósito para beber. Cassidy agregó que al parecer se había filtrado como medio litro de agua.

El agua llegó a los ojos de Parmitano y no podía oír ni hablar y entonces la NASA ordenó a ambos astronautas que regresaran a la estación. El agua empezó a llegar a la nariz y boca del italiano.

“Se le veía terrible, pero está bien”, comunicó Cassidy al Control de la Misión en Houston.

La NASA rara vez interrumpe una caminata espacial, pero el problema del martes no le dio otra alternativa. Parmitano pudo haberse ahogado.

El problema se produjo apenas a una hora de lo que debía ser una caminata de seis horas para tareas de mantenimiento. Fue la segunda caminata espacial de los astronautas en ocho días.

Parmitano alarmó a todos cuando anunció que sentía mucha agua en la nuca.

Los cuatro astronautas que siguieron desde la estación ansiosamente las evoluciones de sus compañeros se apresuraron a quitarle el casco a Parmitano. Los cuatro lo rodearon para sacárselo rápidamente y utilizaron toallas para secarle la calva. Las gotas de agua flotaban en el ambiente ingrávido.

Parmitano se veía relativamente bien en la señal de televisión de la NASA al gesticular para indicar a sus colegas dónde se le había colado el agua.

Cassidy dijo al Control de la Misión: “Para él, el agua por cierto no le sabía como nuestra agua potable normal”. Parmitano agregó sonriente: “Para que sepan, estoy vivo y también puedo responder a estas preguntas”.

El Control elogió a los astronautas por su rápida intervención y preparó una conexión radial con médicos especialistas en tierra. Mientras tanto, los ingenieros trataban de determinar la fuente de la filtración.

Parmitano, de 36 años, fue piloto de pruebas y oficial de la fuerza aérea italiana. El martes pasado fue el primer italiano en protagonizar una caminata espacial.

Fuente: Excelsior

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0