Gobierno de ocurrencias

Gobierno de ocurrencias

Por Samuel Valenzuela (Entretelones)

Reforman Ley de Educación en materia de vinculación y de prevención del delito
Reciben ratificación de denuncia contra funcionarios de Cananea y dictaminan diversos asuntos
Protocolos Sanitarios para oficinas Públicas
Escrito por Samuel Valenzuela
Miércoles 30 de Octubre de 2013 16:00
 

Primero fue la eventual imposición de IVA a alimentos y medicinas; luego a colegiaturas y a hipotecas y renta de casas y por último, la única bandera que les quedó fue la homologación de dicho impuesto en la frontera, como principal argumento del PAN para hacer propaganda electorera.

Independientemente a que por nuestra parte podemos decir que estamos mejor que antes de acuerdo a nuestra asesora contable, sostenemos que antes de cualquier ajuste a las políticas fiscales en este país, primero que nada se debe dar certidumbre a los ciudadanos respecto a que lo recaudado será utilizado con honradez y transparencia.

El caso es que con visos evidentemente electorales y prácticamente usado como el último asidero, los del PAN en Sonora han emprendido una estrategia mediática de descrédito en contra de quienes aprobaron el incremento del 11 al 16 por ciento del impuesto a la región fronteriza, alegando que la marranada que ellos cometieron con el COMUN es pecata minuta.

Preocupante la tendencia argumentativa que lleva a la defensa rabiosa de intereses empresariales, porque dicen que si les va mal a ellos les irá peor a sus trabajadores, falacia que en el caso de la frontera y el impacto de la homologación del IVA se reduce a que bajo el régimen actual de todas formas para los dueños de las empresas todo es deducible, en tanto que sus trabajadores seguirán comprando satisfactores básicos libres de cualquier impuesto y quienes los compran en EEUU lo seguirán haciendo.

En otras palabras, lo aprobado en el Senado de la República deja intacto el que no habrá IVA en alimentos y medicinas, por lo que la homologación de este impuesto del 11 al 16% como el resto del país, no podrá tener  un impacto generalizado en los precios de esos productos.

De acuerdo a los considerandos de lo aprobado, Se protege el empleo en la frontera, al crear un mecanismo ágil de certificación con derecho a un crédito fiscal para las empresas que importen insumos y exporten hasta el 90% de su producción.

También se establece que para las empresas que no se certifiquen, podrán aplicar una fianza con acceso a financiamiento preferencial de la banca de desarrollo.

De la misma forma, para las empresas huéspedes (shelter), se amplía el plazo para permanecer en este esquema a 4 años, tras lo cual deberán optar por el esquema de maquiladoras.

Además como conexos a la homologación, se asegura que se privilegiarán las políticas públicas con fondos federales para inversión en transporte urbano, infraestructura física y de comunicaciones para las zonas fronterizas.

No es cierto que bajo el nuevo esquema las maquiladoras se irán a otras partes; los que van a comprar comida o artículos de consumo al otro lado lo seguirán haciendo y la neta es que no se advierten mayores efectos para los comunes mortales salvo en casos muy específicos.

Como sea, los que saben de esas cosas por rumbos del PRI deberán contrarrestar la estrategia mediática del PAN de abollar el prestigio a la senadora Claudia Pavlovich, el senador Ernesto Gándara y al diputado federal Antonio Astiazarán, frente a la elección para gobernador en el 2015, con el fin de revertir en el ánimo de la gente la percepción por las corruptelas e incompetencias en el gobierno de Guillermo Padrés.

Y la estrategia debe ser una información intensiva respecto a los reales efectos de esa homologación fiscal con el fin de que la opinión pública se entere y no sea manipulada por quienes pretenden lucrar electoralmente y sobre todo, son los defensores de intereses empresariales quo sólo ofrecen empleos mal pagados y bajo condiciones leoninas para sus trabajadores.

Bien nos decía el diputado local Carlos Navarro López al referirse a la alocada idea que pronostica que debido a la homologación del IVA muchas empresas maquiladoras se irán de territorio sonorense, cuando se sabe que para que se instalaran y operen, se les ofreció y disfrutan de régimen especial que no encontrarán en ninguna parte del mundo con IVA del 11 o con el 16 por ciento.

Igual en el caso de las empresas mineras que durante los últimos años han saqueado el estado; depredando el medio ambiente y desplazando comunidades enteras y que se declaran en emergencia porque se les impondrá un impuesto del 7.5 por ciento a sus ganancias anuales… “Que se vayan”, apuntó el legislador perredista al pronosticar que no faltarán quienes le entren a ese lucrativo negocio.

En el caso del impuesto a la minería, llama la atención de mentirosa versión del gobernador Padrés, quien en su crítica a esa decisión, se lamentó porque si se van esas empresas “dejarán de tributar aquí”, cuando se sabe que sus domicilios fiscales están en la ciudad de México o en otros estados del país.

En fin cada quien le hace la lucha como puede, pero en el caso de los diputados del PAN de esta entidad, que no vengan con ánimos justicieros ni se rasguen las vestiduras por la Reforma Fiscal si antes no piden perdón a los sonorenses por la marranada aún vigente denominada COMUN.

Mientras tanto, la novedad más novedosa de este miércoles fue que siempre no, que todo fue una ocurrencia del gobernador cuando conminó a los presidentes municipales a aplicar mano dura en contra de los posesionarios de autos chuecos como estrategia para combatir la inseguridad.

Miren, desde el mismo lunes cuando a través de un boletín oficial se divulgó la catilinaria del gober en la sesión del Consejo Estatal de Seguridad Pública, sospechamos que se trataba de una memada más de las ya comunes con las que se pretende mandar mensajes sicilianos, tender cortinas de humo o simplemente era una ocurrencia por tener muy poco que decir a la opinión pública.

Pues todas esas respuestas encajan bajo el esquema de opciones múltiples, quedando todo en una reculada más del gobernador ente su recurrencia de no conectar la lengua con el cerebro al tomar el micrófono, teniendo que salir al quite su secretario Roberto Romero para precisar que siempre no se trata de una campaña de decomiso a la que se refirió su jefe, sino simplemente de una propuesta para meter control al uso de esos vehículos.

Junto al gobernador también reculó el alcalde de Hermosillo, Alejandro López Caballero, quien ya se veía disfrazado de Eliott Ness persiguiendo delincuentes onapafos, en tanto que su homólogo de Guaymas, Otto Claussen, con la prudencia debida y de forma comedida, consideró mejor esperar a que Padrés ordene sus neuronas y se hagan las precisiones ante sus confusas convocatorias.

Pasa que  se torna grave la ya de por sí precaria capacidad del gobernador para comunicarse con la gente y si a eso se agrega la incapacidad de sus presuntos expertos asesores en materia de comunicación, todo viene a resultar en un regular mazacote, en un galimatías que requiere de aclaraciones en los días siguientes.

Por lo pronto, miente el que afirme que la circulación de carros chuecos es sinónimo de inseguridad pública y miente también el que diga que ese problema corresponde atenderlo a los ayuntamientos.

Por lo demás, cobra fuerza el movimiento ciudadano en contra de los abusos que comete en contra de los usuarios Agua de Hermosillo, organismo que mes con mes se da el lujo de violar flagrantemente la ley de presupuesto de ingresos al aplicar tarifas de consumo superiores a las autorizadas por el Congreso del estado.

Desde hace meses menudean las denuncias de la gente por los cobros excesivos y por ello buena la propuesta del regidor y dirigente municipal del PRI capitalino, David Palafox, de echar a volar un programa permanente en defensa del usuario de agua potable y a la fecha son cientos los hermosillenses que se han acercado molestos por los abusos, las arbitrariedades, ineficiencias y molestias causadas por la paramunicipal.

Pues este martes se movilizó hasta esa dependencia un buen contingente ciudadano de diversas colonias de la capital para exigir un hasta aquí a tantas irregularidades que se resumen en lectura incorrecta de los medidores de consumo; criterios de tabla rasa de cobranza por sectores; alto cobro en domicilios en donde ni siquiera tienen medidores y la no entrega de los recibos como estrategia para que el usuario incurra en morosidad y con ello el cobro de recargos.

Y a propósito de la ocurrencia como gobierno, vaya que causó hilaridad la propuesta de los diputados Luis Ernesto Nieves y José Serrato, quienes al juntar sus neuronas tuvieron la feliz idea de conminar de manera urgente y determinante para que los funcionarios de los tres niveles de gobierno, cada viernes de aquí hasta abril próximo, utilicen bicicletas, patinetas o lo que sea menos automóvil en el desempeño de sus responsabilidades.

De plano con esos especímenes metidos a diputados se comprueba que la ociosidad es la madre de todos los vicios, que en este caso el vicio es proponer babosadas inocuas que sólo ponen en ridículo a la institución denominada Poder Legislativo del Estado de Sonora.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 0